Amistades y comunión FE

Cada vez los jóvenes intentan decidir qué hacer durante las vacaciones de verano y recuerdo que en mi caso pensaba lo mismo, sucedió cuando tenía 18 años, estaba con mis amigos del barrio y me invitaron por primera vez a los Campamentos bíblicos 2004, como todo joven estaba algo nervioso y ansioso de conocer esta nueva experiencia, porque no sabía de qué se trataba, sin embargo encontramos algo diferente que cualquier otro campamento y le ha sucedido a muchos al asistir , el cual es conocer a Jesús como su Salvador y experimentar una relación con El.

Ahora han pasado 13 años y me siento agradecido y contento de observar y sentir el crecimiento de esta gran obra de Dios a través de este ministerio.
Sigo manteniendo la Esperanza que Dios obra cada día de manera inexplicable en las vidas de las personas a través de los ministerios y del campamento, haciendo el trabajo en las comunidades de Playas, y también las iglesias locales mientras colaboran en su obra.

A través del Campamento he podido sentir y compartir muchas experiencias, que me han ayudado a crear amistades de años y que han sido de vital importancia para mi vida cristiana.

Entre esas amistades tuve el agrado de conocer a un joven cuya vida reflejaba el amor hacia Dios, una vez recuerdo que hablamos de su decisión de ir al instituto bíblico y fue triste su partida, luego en su regreso siguió la obra en su comunidad de bastión bloque 10 donde nos conocimos y trabajábamos en ministerios de niños y jóvenes.

Nuevamente nos encontramos al ser invitados y formar parte de la organización Faro de Esperanza sin embargo era otra manera de seguir en lo que Dios estaba realizando dentro de los Campamentos Bíblicos.

Dios nos usa a nosotros, sus hijos, de manera que no entendemos, con un propósito que es extender el mensaje del evangelio y mantener una comunión que perdure entre hermanos.

Ahora, tal vez puedas hacerte algunas preguntas, especialmente si puedes relacionarte con mi experiencia al ver a Dios obrar. Cuando piensas en el campamento, ¿Qué recuerdas? ¿A quién esperas ver? ¿A quién le quieres contar sobre lo que Dios está haciendo en tu vida, cómo has estado creciendo en Cristo?

Por otro lado, nos encontramos con tanta gente en el campamento. Sin embargo, muchos esperan ver nuevamente a su consejero, a su compañero de cabaña, o al predicador… una amistad o alguna persona que Dios usó en tu vida. Muchas vidas han sido impactadas y amistades que Dios nos permitió conocer en el Campamento FE.

Dios ha preparado diferentes caminos para cada uno de nosotros. Una de las muchas amistades conocidas en mis experiencias compartidas en Campamento es Daniel Lucas, quién está a punto de embarcarse en su próximo objetivo de vida, y aquellos de nosotros en el equipo de liderazgo FARO DE ESPERANZA ahora tenemos nuevas responsabilidades que Dios nos ha confiado.

Y debido a que el campamento es de Dios, las grandes amistades se inician, amplían y profundizan, y duran mucho más allá del último día del campamento.

Pido oraciones para el equipo de liderazgo de FE, por cada uno de nosotros.

¡Cuán bueno y cuán agradable es que los hermanos convivan en armonía! Salmo 133.3

Share this post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *